La Agencia Internacional de Investigación sobre el Cáncer (IARC, el brazo investigador de la OMS) ha incluido al glifosato (el herbicida más utilizado del mundo) en la lista de posibles cancerígenos.
La química es arriesgada. Un uso imprudente de estos productos provoca catástrofes ecológicas y humanas. La explosión de la pequeña planta química en Seveso en 1976 y el accidente nuclear en Chernobyl en 1986 son ejemplos de lo nociva que es la irresponsabilidad en tratamiento de ciertos elementos. En Detectives de la Historia nos hemos propuesto sacar del archivo lo que a nuestro juicio es el mayor envenenamiento químico del S. XX. El conocido como “desastre de Bophal” en India el 3 de diciembre de 1984.

 

Fabrica de Union Carbide en Bhopal, India

Fabrica de Union Carbide en Bhopal, India

 

Pero antes, un poco de ciencia.
Hasta la mitad de los años 50, las plagas devoraban las cosechas en cualquier punto del mundo. Uno de los pocas armas de defensa de los agricultores era el DDT (Dicloro Difenil Tricloroetano, descubierto como insecticida por el Premio Nobel Paul Hermann Müller), potente contra los pulgones pero altamente toxico en humanos por contacto e ingestión.
Se necesitaba un sustituto igual de eficaz, barato e inofensivo tanto para el hombre como para el medio ambiente. Y con esta premisa, Union Carbide creó el SEVIN en 1957. Este pesticida cumplía todos los requisitos pero se necesitaban sustancias altamente tóxicas como la metilamina anhidra y el gas fosgeno. La reacción de estos gases forman el isocianato de metilo ([ MIC] la base del SEVIN y una de las sustancias más peligrosas e inestables de la industria química).
Ya su toxicidad fue probada en cobayas en lo que sería una siniestra premonición de lo que acaecería: Pequeñas dosis de SEVIN destruían el aparato respiratorio, causaban ceguera y producían quemaduras químicas en la piel.

 

Afectados por ceguera en  el envenenamiento químico de Vhopal, India en 1984

Afectados por ceguera en el envenenamiento químico de Vhopal, India en 1984

 

Con SEVIN, Union Carbide se prepara para conquistar los mercados internacionales y la India era un mercado de 400 millones de campesinos.Eran los años sesenta. El gobierno indio quería aumentar la producción agrícola. Los plaguicidas eran clave para alcanzar el objetivo. De esta manera Union Carbide se introduce en el mercado y construye 1967 una pequeña fábrica en Bhopal para la elaboración del concentrado de SEVIN (el cual se importaba desde Estados Unidos).
La buena acogida del producto ipermitió aumentar la producción y eso significaba ampliar las instalaciones de Bhopal (el cual llegará a ocupar 7 hectáreas de terreno). Tras años de construcciones y trabajos finalmente en 1980 se empieza a producir el isocianato de metilo (MIC).
La fábrica no contaba con todas medidas de seguridad y desde su puesta en funcionamiento tuvo problemas de fugas intoxicaciones e incluso fallecimientos en la plantilla. La caída en las ventas por sequía, la reorganización de plantilla hizo que finalmente Union Carbide decidiera cerrar la planta. Y con el cierre vino la despreocupación por las medidas de seguridad.
Y con ella el desastre.
Pasaba la medianoche en Bhopal del 2 de diciembre. La fábrica estaba cerrada y el único movimiento eran las labores de limpieza. Los operarios ignoraron las medidas de seguridad y dejaron filtrar agua, residuos metálicos y cristales de cloruro de sodio en las cisternas que contenían MIC (24 toneladas en total). Esto provocó una reacción exotérmica del líquido el cual pasó a estado gaseoso desprendiendo calor. En cuestión de segundos el gas buscó la salida por las válvulas de seguridad que estallaron por la presión. La fuga era irremediable.
El resto, se lo puede imaginar, querido lector. El MIC se descomposu en el ambiente en gases tóxicos: fosgeno, metilamina y cianuro. El viento empujó la nube de gases que, al ser más densos que el aire, recorrió la ciudad a ras de suelo. Los gases quemaron los ojos y las vías respiratorias de los habitantes y prácticamente todos sus sistemas corporales provocando la muerte inmediata a 8.000 personas y otras 16.000 en los años posteriores.

 

Fallecidos por la nube tóxica en Bhopal, los estragos se siguen sufriendo en la actualidad

Fallecidos por la nube tóxica en Bhopal, los estragos se siguen sufriendo en la actualidad

 

Con todo esto, otro medio millón sufrió graves secuelas y aún hoy sigue afectando a generaciones posteriores.
La responsabilidad de este envenenamiento masivo está aún sin depurar. En los días posteriores al escape se arrestaron al director y al presidente de la compañía entre otros directivos. Todos acusados de homicidio sin embargo, no fueron juzgados y solamente tuvieron que pagar una multa de 10.000 dolares. Bhopal será siempre un ejemplo de la anteposición del interés económico a la vida del ser humano.

 

Bhopal, desastre ecológico de magnitudes estratosféricas

Bhopal, desastre ecológico de magnitudes estratosféricas

 

Bibliografia:

Consuelo Ibañez Martí. Catástrofe de Bhopal: crisis de origen químico [blog]. Madrid: Madri+d, 2  marzo 2008 [Consulta: 28  marzo 2015]. Disponible en: www.madrimasd.org

Ana Gabriela Rojas. Warren Anderson, prófugo por el desastre de Bhopal. Madrid. 4  noviembre  2014 [Consulta: 28 marzo 2015]. Disponible en: cultura.elpais.co

L.Villa. Bhopal, 30 años de un crimen corporativo impune. Madrid. 3 diciembre 2014. [Consulta: 28 marzo 2015] Disponible en: www.publico.es

Israel Viana. Bhopal, la gran “cámara de gas” de Union Carbide. Madrid. 3 diciembre 2014. [Consulta: 28 marzo 2015]. Disponible en: www.abc.es