La historia real de Hugh Glass, “el renacido”

La premiada película “El Renacido” protagonizada por Leonardo Dicaprio, cuenta la historia de un explorador en el medio Oeste americano que vive un infierno mientras trabaja explotando las tierras de río Missouri, recolectando pieles.
Y aunque nos parezca el guión de una historia con gancho de Hollywood, lo cierto es que  tal personaje existió en realidad.
Hugh Glass fue un explorador hijo de emigrantes irlandeses, nacido a mediados del S.XIX en EEUU, que se dedicó a explorar territorios en EEUU, dedicándose a la vez, al comercio de pieles, en una de sus expediciones, en las frías tierras de lo que hoy conocemos como Dakota del Sur, tuvo que sufrir lo indecible, resistiendo todo tipo de ataques y sufriendo todo tipo de heridas, de las que salió con vida, demostrando ser un titán en su lucha contra la naturaleza.

dicaprio-revenant
Pero antes de ser el famoso explorador que conocemos, Grass, fue marinero y pirata. Corría el año 1820, su barco fue capturado por los piratas franceses, concretamente por Lafitte.
El famoso pirata ofreció a nuestro protagonista, unirse a ellos o morir, por lo que, para salvar su vida, decide acogerse a la primera opción.
No contento con la vida que llevaba como pirata, decide huir con otro compañero, siendo perseguido por indios Pawnee, que torturaron y quemaron vivo a su compañero.

dime-novel-page-1.jpg-5349520827
Glass, sin embargo, negoció con el jefe indio y le ofreció regalos, entablando al final una buena relación con ellos, que llega a tal punto que se queda a vivir una buena temporada entre los nativos, aprendiendo sus técnicas de supervivencia, de caza,sus dialectos, etc,y  llegando a tomar como esposa a una de las habitantes del poblado, la información de si con ella tuvo o no un hijo, no nos ha llegado.
La existencia de un hijo fruto de esta unión es algo sobre lo que no nos han llegado datos.
Después de esta convivencia, en 1822, Glass responde al anuncio de un periódico (el Missouri Gazette and Public Adviser), que publicó una oferta de trabajo para 100 hombres, para la recolección de pieles, alrededor del río Misuri.
La compañía para la que trabajarían se llamaba Rocky Mountain Fur Company, dirigida por el general  William Ashley y el mayor  Andrew Henry.
Esta expedición se llamó “Los 100 de Ashley”, pues sería William Ashley quien la dirigiría.
Hugh Glass se convertiría en uno de sus mejores hombres, si no el mejor, conocía el terreno como nadie, sabía luchar y sobrevivir en condiciones extremas, lo que resultó de gran utilidad para el resto de sus compañeros de viaje. Debido a su convivencia con los Pawnee, sabía además, hablar algunos dialectos indios. Normalmente las compañías de pieles de distintos países (sobre todo Canadá, Francia y EEUU) se reunían un par de veces al año, con las tribus indias, para negociar, pero los Arikaras estaban en contra de muchas de las condiciones y negociaciones, sobre pieles y territorios …

arikara

Junto a él viajaban otros hombres con reconocido honor, como John Fitzgerald, Jim Bridget o David Edward Jackson.
La expedición fue perseguida por los indios Arikara a los largo del río, hasta la desembocadura del Yellowstone, perdiendo varuos de sus hombres. Los perseguían porque ansiaban las pieles sobre las que sólo ellos creían tener derecho, se veían invadidos en el que fuera su territorio durante siglos.

Indio Arikara

Indio Arikara

Uno de los episodios más sonados de la huida, es en el que, Hugh Glass se adelanta a sus compañeros y es atacado por una osa grizzli, que protegía a sus cachorros.
El ataque fue tan feroz, que el salvaje animal le destrozó la garganta, y le hirió en prácticamente la totalidad de su cuerpo. Tenía además una pierna rota que le impedía caminar.

Prensa de al época reflejando el ataque de la osa

Prensa de al época reflejando el ataque de la osa

Aún así luchó contra ella, y ayudado de su cuchillo logra que se aleje.
Sus compañeros lo rescatan rematando al animal,  y lo encuentran al borde de la muerte.
Decidiendo el capitán seguir la marcha para no retrasarse en su trabajo, asignó a dos hombres para que pasasen sus últimas horas con él y lo enterrasen dignamente.
Los elegidos fueron un jovencísimo Jim Bridger y John Fitzgerald, quien después de dos días en los que Glass parecía no morir, convence a su compañero para abandonarlo allí a su suerte.
Los despojaron de armas y provisiones y lo abandonaron en los gélidos bosques del oeste americano.
Cual debió ser la sorpresa del trampero cuando recupera la consciencia y se encuentra sólo,  muerto de frío y con graves e infectas heridas.
No se da por vencido, parece renacer de sus cenizas, emprendiendo el viaje hasta el Fuerte Kiowa, lugar más cercano y  que se encontraba nada menos que a 320 kilómetros de allí. Otros narradores dan como distancia 180km, pero sea como fuere era una larga distancia para un hombre con graves heridas, intentando sobrevivir en medio de la nieve sin alimentos, perseguido por la muerte.
En su difícil vuelta a casa,  tuvo que enfrentarse de nuevo a los indios, se dice que hizo huir a una manada de lobos para poder comer la carne de un bisonte al que acaban de matar.

map
También nos ha llegado que mató a una serpiente de cascabel con una piedra, y comió su carne.
Para poder sanar las heridas del cuello, se cuenta que puso gusanos en él para que se comieran la carne muerta.
Tardó meses en curar y en llegar de nuevo al fuerte Kiowa, posiblemente su increíble fortaleza se unió a algunas facilidades que le pudieron dar los indios Pawnee, como ungüentos para acelerar las cicatrizaciones o la ayuda que le prestaron al dejarle una pequeña barca para poder adelantar algo de camino bajando el río.

Leonardo DiCaprio caracterizado como Hugh Glass, en una escena de la película.

Leonardo DiCaprio caracterizado como Hugh Glass, en una escena de la película.

Sea como fuere, el hombre llegó por fin al rancho, donde sus compañeros, y su jefe no podían dar crédito a lo que veían, no sólo les habían mentido diciendo que Grass había muerto, si no que además de sobrevivir había logrado vencer a la fuerza de la naturaleza para regresar a casa.

hugh-glass-revenant
Hugh Grass perdonó a Jim Bridget, al que consideraba demasiado joven, pero no dudó ni un momento de la venganza hacía Fitzgerald.
Éste se había alistado en el ejército, así que Grass no lo podía matar sin más, pues matar a un soldado traía unas funestas consecuencias en aquella época. No se aclara en la documentación antigua si al final hubo o no venganza.

revenant_reference
En cuanto al protagonista de nuestra historia se dice que vivió una decena de años más, y que murió durante una emboscada contra los Arikara, que venían persiguiéndole durante toda su vida.

Se convirtió en un héroe y una leyenda para los americanos y un referente de supervivencia.

Placa homenaje a Hugh Glass

Placa homenaje a Hugh Glass

Numerosos libros fueron escritos narrando estos hechos, siendo el más popular “El Renacido” de Michael Punke, en el cual se inspiró Iñárritu, el director de filme, para el guión de la película.
La historia de los indios Arikara y Pawnee, así como de otros primitivos americanos merece un capítulo aparte que trataremos más adelante en Detectives de la historia.

Comentarios

  1. Gwiromena dice:

    Hay una peli norteamericana anterior a ésta del “cabra”, bastante mejor y fiel al personaje.

  2. Es todo un enigma lo de Hugh Glass ! Saludos!

Opina

*