Las horas oscuras de Abraham Lincoln

El primer presidente republicando de Estados Unidos, Abraham Lincoln (1809 – 1865), realizó importantes cambios durante su mandato gubernamental. Durante su periodo logró introducir medidas relevantes, destacándose la abolición de la esclavitud, cuando proclamo la Emancipación en el año 1863. Más tarde aprobó la Enmienda de la Constitución y derrotó a los secesionistas de los Estados Confederados de América, en la conocida Guerra Civil. Restableció el país mediante la política que impuso con la reconciliación como bandera.

 ghghg

Conocido por su oratoria y sus discursos, como por ejemplo el de Gettysburg, fue un hombre que marcó una época de importantes transformaciones para las generaciones venideras. El presidente Lincoln figura emblemática de una gran nación, llevaba en su vida personal un secreto conocido con posterioridad.

Spielberg

Sufría una intensa depresión y trastornos bipolares, que determinaron su accionar. La tristeza y melancolía que envolvía sus días, desafío su labor como jefe de un estado, pero no logro amedrentarlo y lo impulso a obtener la grandeza de una nación. Un mandatario con la sombra de una enfermedad cruel, que comenzó cerca del año 1826 con la muerte por tifus de Ann Rutledge, de quien se enamoró. El desconsuelo fue el detonante de una vida caracterizada por la melancolía, que marco la personalidad de Abraham Lincoln. Los estudiosos y los investigadores, afirman que el trastorno bipolar que padecía, fue la causa de la gran energía con la que lucho, ya que los momentos de exaltación favorecían sus grandes acciones, pero eran seguidos por fases de profunda depresión.

Spielberg

Un destacado personaje de la historia, que escribió las paginas celebres de Estados Unidos, marcando un antes y un después en el desarrollo de las bases soberanas, de la nación más importante del mundo.
El diagnostico de este mal llamado también trastorno afectivo bipolar (TAB), en la antigüedad no contaba con el análisis psiquiátrico como actualmente lo conocemos y era tratado como psicosis maníaco-depresiva (PMD). Para conocer mejor como fueron los años del presidente, es necesario describir clínicamente las manifestaciones, que se observan en personas con bipolaridad.

632349

Los episodios reflejan síntomas de depresión, asociados con manías en algunos casos leves, pero si revisten gravedad, afectan la cognición, además del estado anímico de quien lo experimenta. Momentos anormales de energía y alteración, que elevan el estado de la personalidad a máximos niveles de excitación. En el caso de Lincoln fueron esos momentos, los que acompañaron sus actuaciones más relevantes. El principal obstáculo de la época, era el desconocimiento de la afección como tal y de un tratamiento adecuado, por lo cual solo se sobrellevaba, gracias a la lucha interna y la fuerza moral. En 1840 lo diagnosticaron por depresión y al no existir medicación, Lincoln luchó a diario contra el desánimo, hasta que fue asesinado.
Su gran disciplina fue el sostén para convivir con las angustias que produce este padecimiento, gracias a sus tareas y gestiones permanentes, se mantuvo ocupado sacando así partido a su mal. Costumbres que seguía con regularidad, fomentaron sus ganas de ocupar un lugar importante en la historia. La tendencia a la depresión acentuaba su bipolaridad y convivía a su lado sin darle tregua, según cuentan los detalles históricos de su día a día.

          Film Review Lincoln

Abraham Lincoln no murió por estas afecciones, sino que fue asesinado. El episodio aconteció en 1865 cuando el general Grant con quien se frecuentaba por el respeto que se tenían, desistió de la invitación para asistir a una velada de gala en el teatro, por el precipitado viajo a Filadelfia que se presentó. Fue el motivo por el cual Lincoln concurrió al evento con Mary Todd, en el Teatro Ford de Washington.

-_lincoln.jpg_274898881

La obra estaba por comenzar cuando el actor Wilkes Booth oriundo de Maryland, simpatizante del Sur, disparó por la espalda al presidente directamente a la cabeza, en el palco donde se encontraba sentado Lincoln. Mientras apretaba el gatillo, ante aproximadamente mil testigos del hecho, Booth gritó “así siempre a los tiranos”, y salto al balcón rompiéndose una pierna. Aun así el asesino logro escapar en su caballo, mientras un joven médico atendía al mandatario, que fue trasladado de inmediato a una vivienda, mientras agonizaba.

lincoln a

Diez horas después de haber sufrido el brutal atentado, fallecía un gran hombre, que pese a su trastorno bipolar hizo historia. Su asesino fue capturado junto a sus compañeros, y termino su vida abatido por un policía. Abraham Lincoln es recordado como defensor del pueblo a quien decía: “el gobierno del pueblo, por el pueblo, y para el pueblo”. Las teorías sobre su salud, siguen siendo analizadas por los investigadores, pero sin duda fue un ejemplo de su tiempo, que lucho con fortaleza para vencer su gran depresión.

Comentarios

  1. ¡Muy Conmovedor e interesante relato histórico!